lunes, 8 de enero de 2018

No hoy

Esta vez saldré, no tengo duda, pero hay que tener siempre presente no comprometerse porque sé que algún día no voy a volver, ahora lo entiendo. Está bien.

domingo, 7 de enero de 2018

La lista

En mi caja, la de los tesoros

El gran amor, el amor imposible, el amor pasajero y duradero, el amor rencoroso, el amor de tiempos de cólera. Yo frente a una bola de gente, no. Mis órganos, sí. Que alguien borre esas fotos, por favor. Subrayar nombres. Guardar nota.
Qué contradictorio, decir todo y que nadie escuche. 
Al menos hace diez años no tenía nada que perder.

Inconsciente

No te puedo recordar de otra manera, la mejilla sangrante y la oreja incompleta, la violencia que vivías cada día, violencia, la palabra de tu vida, pacífico y sincero con el mundo, inconsciente y mentiroso con tu sangre, en privado, en tu vientre.
No olvido las palabras que dijiste alguna vez y que vuelves a decir, mi mente las tiene, son inspiración para irme. Yo no estoy aquí, solo por un tiempo. A veces creo que no pero me lo recuerdas cada vez. Ese día, ese día me salvó un perro.

Absurdo

Nunca se va, cómo comenzó este manifesto, las primeras palabras que tiñeron este espacio imaginario. Recuerdo cuando leí el cielo mientras comía una concha vacía, vacía. Entonces no entendía todo, ahora no alcanza a cubrirme. Puedo revivir cada palabra, la desesperación, la violencia de sus palabras, del contacto, y quiero volver ¿por qué siempre quiero volver? Tal vez es mi lugar, sería extraño no reconocerlo, yo nunca me voy.

viernes, 8 de diciembre de 2017

Medias

No puedo mentir, se siente bien cuando cierras los ojos, cuando hace lo impensable; pero las palabras están ahí, no miente, el lugar que quieres no existe, al menos no para ti. Yo creo que todo puede ser correcto, tal vez no lo soy, tal vez son mis elecciones, tal vez está fuera de mí; como sea, lastima y entonces me voy ¿por qué me quedaría?

lunes, 13 de noviembre de 2017

Lo que pasó

Palabras y miradas de media noche, como la media noche en que te encontré, la vuelta a la ciudad, los juegos perversos y el final, lo que creímos que era el final. Me llamas y te veo, ya pienso en otro idioma, tengo poderes, puedo besar a tres mil kilómetros y una hora de distancia, trabajar mientras me miras en el futuro, percibir tu estado con una imagen. Escucho mientras lees para mí tu mente, y aunque somos extraños tu voz es familiar, yo ya te conocía. 

martes, 12 de septiembre de 2017

Camino kilómetros y no logro que la sangre llegue a donde me hace sentir bien sin ti, puede ser la altura, de la montaña a la playa, tal vez un error, volver a casa.

viernes, 11 de agosto de 2017

En la oscuridad decido dejarlo, lo que me quema, pero su nivel en mí es indestructible, puedo golpear mil veces pero mis manos no son puños frente a él.

jueves, 10 de agosto de 2017

No hay juegos para mí, las balas no son imaginarias, ellas me lastiman, sus marcas en mi torso, entran por el costado, yo no alcanzo para el juego.